Encuentran en Cartagena milenarias cerámicas indígenas en la Región de Valparaíso

El arqueólogo Carlos Ocampo del Consejo de Monumentos Nacionales y el mismo Museo de San Antonio, había encontrado restos humanos pertenecientes a los nativos del lugar, nunca hasta ahora se habían localizado cacharros cerámicos enteros. 

Imagen de El Martutino
1,257 Lecturas
07 de Mayo, 2015 08:05

A mediados de abril de 2015 y mientras se georeferenciaban algunos puntos de lo que será el futuro Parque de la Naturaleza Humedal de Cartagena, el Conservador del Museo de San Antonio reparó en varios trozos de cerámica en uno de los arenales cercanos al humedal del lugar y se percató que todos parecían ser partes de un mismo cacharro, para evitar su pérdida los colecto y llevó al museo.

Grande fue la sorpresa al darse cuenta que correspondían -no a uno- si no a dos cacharros cerámicos de mediano tamaño, uno con un cuello sin orejas y con claros indicios de haber sido utilizado, probablemente para calentar agua y el otro de mayor tamaño con un curioso fondo redondeado, muy tiznado, con orejas y probablemente usado para cocinar moluscos y otros alimentos. Esto son de hace más de mil años y se determinó que eran de la cultura Bato y Llolleo.

Al recordar la importancia de este sitio arqueológico, hay que remontarse a 1996, cuando se realizó la primera visita al conchal arqueológico descubierto en las dunas de Cartagena.

Por otro lado existían antecedentes desde 1898 con un trabajo de José Toribio Medina “Los conchales de Cartagena”, también con Aureliano Oyarzun en su obra de 1910 “Los kjoekkenmoeddinger o conchales de las costas de Melipilla I Casablanca” entre otras obras que hablaban de antiguos conchales indígenas en estas zonas cercanas al estero Cartagena, playas Blancas que debe su nombre a la gran cantidad de conchas acumuladas por los nativos en tiempos antiguos y otros.

Tanto el informe del Museo de 1996, como el del Consejo de Monumentos determinaron la efectividad de este sitio arqueológico y su asignación al Período Alfarero Temprano con el Complejo Cultural Llolleo (100 a.c. al 900 d.c.) y también con restos del Periodo Alfarero Tardío con la Cultura Aconcagua (900 al 1470 d.c.)

Es así que en septiembre de 1997 se firma un protocolo de acuerdo entre numerosas autoridades y la empresa minera que extraía arenas para detener el daño arqueológico, ya que existía una pertenencia minera y que debido a la extracción de dunas, se estaba transgrediendo otra ley de Monumentos Nacionales

En todos los hallazgos anteriores y pese a que el arqueólogo Carlos Ocampo del Consejo de Monumentos Nacionales y el mismo Museo de San Antonio, había encontrado restos humanos pertenecientes a los nativos del lugar, nunca hasta ahora se habían localizado cacharros cerámicos enteros, por lo que aunque estos encontrados y rescatados en abril de 2015, son los primeros y nos permiten conocer un poco mejor a estas personas que habitaron del Complejo Llolleo en este lugar hace mas de 1.000 años antes de hoy.

Versión para impresiónEnviar a un amigo

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de los ciudadanos que los emiten (con nombre, sin pseudónimos). Cualquier opinión que contenga insultos, injurias y/o calumnias no pasará el filtro de moderación.

Comentarios en Facebook

Agregar Comentario

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.

Aqui podría estar su imagen. para registrarse, haga clic aquí.

CAPTCHA
Queremos saber si eres una persona y no un robot, por eso responde este siguiente formulario.