¿GANE quien GANE?

Asegurar el acceso a la Educación Superior al 40% más pobre de la población, son medidas concretas que contribuyen a mitigar las injusticias del sistema, pero no lo modifican desde sus cimientos.

Imagen de Martín Muñoz
1,124 Lecturas
08 de Julio, 2011 10:07

 El pasado martes, el Presidente Sebastián Piñera hizo públicas las medidas que tomará el Gobierno ante las deficiencias del sistema educacional chileno, que han gatillado las tomas y movilizaciones de las últimas semanas. En su batería de propuestas hay algunas medidas valiosas, pero que no atacan al problema de forma estructural. Quizás el ímpetu de los jóvenes secundarios y universitarios no ha logrado canalizar la demanda en objetivos muy claros, pero es evidente que algo anda mal.

Aumentar becas, mejorar el sistema de créditos, asegurar el acceso a la Educación Superior al 40% más pobre de la población, son medidas concretas que contribuyen a mitigar las injusticias del sistema, pero no lo modifican desde sus cimientos. Los problemas de la educación superior corresponden a un conflicto mucho más profundo que tiene que ver con déficits  –hoy ya casi culturales- en todos los niveles de la educación. Así, la enseñanza universitaria aparece como la etapa más visible de una serie de injusticias anteriores (educación parvularia, básica y media principalmente).

Esta realidad es la que se vive en los campamentos. Según el último catastro de Un Techo para Chile, un 55% de los adultos no terminó la educación secundaria. Esos son los efectos reales de un sistema educacional deficiente. La juventud hoy se moviliza contra el lucro injustificado, contra el endeudamiento. Esas son razones que impiden a los sectores más vulnerables tener las mismas oportunidades que los grupos más acomodados. Los motivos anteriores son los que permitieron que hoy la mitad de los adultos en condición de campamentos tenga una educación incompleta.

El sistema educacional chileno requiere de cambios que modifiquen su estructura desde lo más hondo y es tarea de todos lograr esos cambios.

Imágenes/CC:

Talcahuanofotos
Versión para impresiónEnviar a un amigo

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de los ciudadanos que los emiten (con nombre, sin pseudónimos). Cualquier opinión que contenga insultos, injurias y/o calumnias no pasará el filtro de moderación.

2 Comentarios

Comentarios en Facebook

Imagen de DARL

"Soluciones parche" se llama

"Soluciones parche" se llama eso, es algo muy común en un sistema que no plantea soluciones con miras a largo plazo. De todas formas no me es extraño, lo podemos ver en problemáticas tanto a nivel "social" como incluso a nivel "infraestructural" (como nuestras ciudades, barrios y calles); y es común ver este tipo de "soluciones parche" en un gobierno que basa el desarrollo de un país en factores económicos. El "desarrollo" real de un país o de la sociedad en general, se basa en factores sociales. A mi parecer, el desarrollo económico es una consecuencia del desarrollo social, pero lógicamente este desarrollo social implicará mejor calidad de vida para la población, mejor capacidad crítica, menor endeudamiento, etc., y son justamente la carencia de este tipo de factores los que mantienen al sistema imperante y al grupo de personas que lo fomenta, en el poder.

Imagen de Daniel Diaz

Efectivamente el problema no

Efectivamente el problema no está cubierto en su totalidad, solo está mirado desde la urgencia, pero no resuelve el problema global. Es un extintor que apaga el fuego en algunos foco, pero las brasas volverán a prender fuego.

Agregar Comentario

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.

Aqui podría estar su imagen. para registrarse, haga clic aquí.

CAPTCHA
Queremos saber si eres una persona y no un robot, por eso responde este siguiente formulario.