Mall Plaza y resolución de Corte Suprema por Mall Barón: "nos obliga a evaluar los pasos a seguir"

02 Enero 2018

"Mall Plaza no es el dueño del terreno y todas las acciones llevadas a cabo durante estos 10 años de tramitación han sido de acuerdo al contrato de concesión firmado con EPV", señaló la empresa.

El Martutino >
authenticated user Editor

Los últimos días del 2017 terminaron con una noticia de alto calibre en Valparaíso: la Corte Suprema declaró ilegal el permiso de construcción del mall Barón entregado por la Dirección de Obras Municipales de Valparaíso.

Según la Corte Suprema “al otorgar el permiso se incurrió en ilegalidad por cuanto la iniciativa no empalma directamente con una vía troncal, con lo cual se incumple el artículo 2.1.36 de la Ordenanza General de Urbanismo y Construcciones por  tratarse de una obra de equipamiento mayor”.

Nota relacionada [VIDEOS] Todas las reacciones que provocó en Valparaíso el permiso ilegal del Mall Barón

La empresa involucrada en los hechos, Mall Plaza, señaló que "la Corte Suprema cambia la interpretación que sobre este mismo tema habían  esuelto los tribunales en el pasado (incluida la propia Corte Suprema) y declara que el terreno no cumple con los requisitos para desarrollar el Proyecto, lo que nos obliga a evaluar los pasos a seguir".

A su vez, argumentan que "El proyecto Barón se desarrolla  bajo la figura de concesión donde el mandante es la Empresa Portuaria de Valparaíso (EPV)  y Mallplaza es el concesionario. Esta licitación tuvo un carácter internacional y el contrato fue auditado y aprobado por la Contraloría General de la República. Mallplaza no es el dueño del terreno y todas las acciones llevadas a cabo durante estos 10 años de tramitación han sido de acuerdo al contrato de concesión firmado con EPV".

La empresa de centros comerciales agrega que "Durante toda esta década hemos estado disponibles para recoger e incorporar las diferentes visiones en torno al proyecto y hemos trabajado permanentemente en ello, escuchando a los distintos grupos de interés (comunidad, parlamentarios, autoridades administrativas, organizaciones comunales, expertos internacionales involucrados en la tramitación y desarrollo de la iniciativa). La constante judicialización del proyecto ha afectado permanentemente el avance en la ejecución de las obras. Han sido 22 reclamaciones legales y cuestionamientos administrativos, los cuales fueron fallados sucesivamente  a favor del proyecto . En línea con lo anterior, el Proyecto Puerto Barón considera la creación de un distrito costero de 13 hectáreas, de las cuales el 55% estaría destinado a plazas, costaneras y paseos peatonales integrados a la ciudad y que darían vida a un borde costero con múltiples usos, generando 1.500 empleos directos".

Respecto a las modificaciones que se fueron realizando al proyecto original, explican que "fueron aceptadas por expertos, arquitectos y organismos internacionales. En este sentido, tanto el consultor patrimonial Juan Luis Isaza como la UNESCO garantizaron que el proyecto Puerto Barón realzaba el valor patrimonial del sector y respetaba la integridad cultural de la ciudad, destacando que el proyecto no presentaba impactos negativos de ninguna naturaleza sobre el Sitio de Patrimonio Mundial y la Zona de Amortiguamiento.

"¿Quién va a querer invertir en Valparaíso? ¿El Frente Amplio?"

Tras la decisión de la Corte Suprema de invalidar el permiso de construcción para el Puerto Barón, el diputado UDI Osvaldo Urrutia, señaló que “los dictámenes de la justicia se deben respetar y en eso no hay dos opiniones”.

“Sin embargo – aseguró el legislador – con esta resolución se da un paso agigantado para acrecentar la pobreza en Valparaíso”.

Urrutia indicó que “el alcalde Sharp celebra la decisión de la Corte Suprema, pero paralelamente ojalá pueda tener respuestas a la generación de empleo e inversión de calidad en el puerto porque si su objetivo es hacer un paseo en el borde costero, ojalá que no se transforme en el paseo de los cesantes de Valparaíso”.

“Con este freno a las iniciativas, ¿Quién va a querer invertir en Valparaíso? ¿El Frente Amplio?”, añadió.

“Si la justicia dictaminó un tema relacionado con los permisos, ello se debe subsanar; pero para eso necesitamos que el alcalde entienda que su misión es velar por el bien de toda la comunidad de Valparaíso y no por grupos de presión porque la calle no gobierna ni en Valparaíso y menos en el país”, afirmó el diputado Osvaldo Urrutia.

"Los porteños deben recuperar el acceso al borde costero"

Con estas palabras se refirió la Senadora electa por la Región de Valparaíso, Isabel Allende B., a la decisión de la Corte Suprema de declarar ilegal el permiso concedido para la edificación del proyecto Mall Barón “Creemos que los vecinos de Valparaíso han obtenido un triunfo importante en la búsqueda de mejorar su calidad de vida, considerando que la eventual construcción de este proyecto, según lamayoría de las opiniones técnicas, traía aparejados una serie de impactos negativos en el desarrollo de la vida de los porteños”.

La legisladora agregó “Es importante que los temas de ciudad, desarrollo urbano y medioambiente estén presentes en las discusiones que se generen, sobre el tipo de ciudades que queremos para nuestras comunidades. Por eso, la decisión de la Corte abre un nuevo escenario para someter este proyecto -si se decide continuar con él- a la normativa de evaluación ambiental, en todas sus dimensiones, con la debida participación de la ciudadanía".

Isabel Allende enfatizó “Este fallo ha dejado de manifiesto ilegalidades en el otorgamiento de permisos de construcción en las anteriores gestiones municipales de Valparaíso, y puede ser un precedente para otros casos similares. También puede ser una oportunidad para revisar la actual legislación de urbanismo y construcción, y establecer responsabilidades en estas situaciones”.

La parlamentaria socialista también señaló que "es cierto que la Región de Valparaíso y la ciudad capital presentan cierto retraso en materia de inversión privada, pero los criterios económicos deben conjugarse debidamente con el derecho que tienen los vecinos de vivir en un ambiente que garantice el desarrollo armónico de su entorno, y el mejoramiento constante de sus condiciones de vida, y no lo contrario".

Finalmente la Senadora Allende sentenció "Valparaíso tiene una riqueza paisajistica y patrimonial que le han valido el reconocimiento internacional, y eso lo debemos ver reflejado en las políticas públicas que se apliquen en la ciudad. Creo que la ciudadanía hoy tiene esta conciencia, y nos alegramos que a partir de estas acciones, consigan poner en relieve la necesidad de vivir en ciudades más amigables y en definitiva, más vivibles".